¿Quien vigila al árbitro?

Leo en la revista Qué leer de marzo un artículo de Rafael Reig sobre la crítica literaria. Me ha hecho pensar.

Su tesis: Los suplementos culturales de los periódicos y sus reseñas no sirven para nada, son predecibles y prescindibles. Y todos los saben: Los Reyes no existen, son….¡las editoriales! El Washington Post va a eliminar ese suplemento y ya sólo quedan en USA dos grandes periódicos que lo mantienen.

Mi opinión: casi del todo de acuerdo. Ya me lo repite mi intuitivo amigo Mateo García Lobato: “los críticos no servís para nada”. Pienso que los lectores buscan referencias más certeras en amigos de confianza y en blogs y webs independientes. Una prueba de ello -y lo sé de buena tinta- es que los grandes grupos editoriales están empezando a fijarse en los blogs.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

8 thoughts on “¿Quien vigila al árbitro?

  1. Bien, todos de acuerdo en que hay que desconfiar un poco de la crítica en los grandes periódicos, y que hay buenas pistas en algunos blogs. Pero bueno, esto tampoco es blanco o negro.

  2. Tan cierto lo que comentan… les voy a contar mi experiencia… soy relativamente nueva en esto de los blogs, siempre he escrito, pero no solía compartirlo, una amiga me preguntó -Tienes blog?-, la verdad no tenía idea de que lo pudiera yo tener de manera gratuita, un espacio en internet… me gustó la idea, y empecé a escribir, empecé a los días a navegar por el ciberespacio, encontrando unos blogs realmente interesantes… es curioso, pero les puedo decir, que la mayoría tienen lecturas muy especiales y apasionantes… y además, puede hacer uno amigos a la par… creo que mi mundo se ha abierto… sin pensarlo.

    Es una delicia esto de los blogs, miren, ahora estoy conversando con ustedes, dándoles a conocer mi opinión… como no van a estar interesados los editorialistas? pueden encontrar verdaderas joyas…

    Un saludo cariñoso desde México…

  3. Hay mucho advenedizo en el mundo de la crítica literaria, sobre todo quienes publican en los periódicos (con honrosas excepciones), gente que no ha hecho los deberes y con una formación literaria escasísima, superficial y para salir del paso. Quien sabe de literatura, una vez que los ha leído, no les vuelve a leer. El lector de la calle, tampoco les lee, porque ¿a qué invertir tiempo en eso cuando alguien me puede hablar del libro, preguntar en un blog, o empezar con el libro directamente (y dejarlo si no me gusta)?

  4. Javier: Te doy a la razon acerca de las criticas literarias.

    Otra opcion, que días atrás me encontré, es descargar los primeros capitulos de libros, principalmente de autores nuevos.

    La revista de crónicas, etiqueta negra, tiene una sección para descargar primeros capítulos.

    Saludos.

  5. Cierto que unas editoriales se fijan en los blogs. Otras aún no. Lo innegable es que es absurdo continuar con la vieja promoción de prensa: imprimir 2000 ejemplares y enviar 200, el 10%, a todos los periódicos sistemáticamente. Pérdida de tiempo, de dinero y de papel para que te hagan una reseña de cada diez libros que publicas. Además, si una editorial pertenece al mismo grupo-lobby que determinado periódico, ¿cómo no van a reseñar siempre a los mismos? El círculo está cerrado y es vicioso. Y a mi juicio tampoco vale la pena entrar en ese juego.

Deja un comentario