José Luis Sampedro, vida y obra

SAMPEDRO_escribirEn el verano de 2003, diez años antes de morir, José Luis Sampedro impartió diez conferencias en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo. El tema era su vida y su obra y este libro recoge el contenido de sus intervenciones. En ese momento tenía 86 años.

Habla de las etapas de su larga vida y de sus libros. Es entrañable, directo y cercano y parece que logró una buena conexión con el auditorio. El libro ofrece algunas consideraciones interesantes sobre el oficio de escritor, en un tono nada académico pero rigurosas.

Algunas pinceladas:
– El arte es mucho más que la técnica.
– Amor y provocación. Hay que querer a las personas a quien se dirige uno.
– La necesidad de escribir asegura la autenticidad, pero no garantiza la calidad.

– Escritor como cotilla, como rumiante.
– “Mi obra será buena, mala o regular, acertada o desatinada, pero la he escrito porque no podía evitarlo”.
– “Como escritor, persigo la emoción del lector mucho más que la admiración”.
– Uso de tablas de doble entrada con las que controla las características y apariciones de sus personajes.

Sólo le he leído los relatos de El río que nos lleva (ni fu ni fa) y su novela La sonrisa etrusca, de la que guardo agradable recuerdo.

Autor: Javier Cercas Rueda

En 1965 nací en Sevilla, donde he vivido casi treinta años con un pequeño paréntesis de cuatro en Jerez. En 1994 me trasladé a Granada, donde sigo desde entonces. Estudié Economía general, he vivido once años de mi vida en Colegios Mayores, y desde 1995 hago crítica de libros y he mantenido diferentes relaciones con el mundo de la comunicación. Entre las cosas que me hacen más feliz están mi familia, mis amigos, los libros que he leído y haber subido en bici el Galibier. AVISO IMPORTANTE Conviene volver a recordar que el autor de estas entradas, Francisco Javier Cercas Rueda (Sevilla, 1965), que firma sus escritos como Javier Cercas Rueda (en la foto a la derecha) y José Javier Cercas Mena (Ibahernando, Cáceres, 1962), que firma los suyos (como Soldados de Salamina) como Javier Cercas, somos dos personas distintas.

Deja un comentario