Ishiguro, un Nobel de calidad

Es la primera vez que le dan el Nobel a un escritor que he leído completo, es decir, que me interesa mucho. El que más de todos los galardonados en este milenio. No me convenció su última novela, la séptima, pero las otras seis y sus relatos están muy bien.

Digo algo sobre su trayectoria en Aceprensa (artículo de libre acceso).

Cáscara de nuez. McEwan


La historia es conocida: ella engaña a su marido del que espera un hijo. Tampoco es nuevo que el amante sea el hermano del marido. Como cosa nueva, y al mismo tiempo arriesgada, que la historia la cuenta el feto desde el vientre materno. Requiere imaginación elegir este punto de vista y el lector ha de hacer también un esfuerzo. Ella y el amante planean la muerte del marido. Lo interesante del libro son los comentarios, lo que se dice sobre la familia, sobre la maternidad, las expectativas del feto ante su inminente salida del mundo. McEwan es un autor fino e inteligente que sabe decir de modo muy elegante y agudo cosas corrientes. Hay frecuentes detalles sexuales. Es magistral la descripción del parto.

Cómo defender la fe sin levantar la voz. Ivereigh y De la Cierva

Cuando el papa Benedicto XVI viajó a Inglaterra en 2010, un grupo de personas de ese país se preparó para poder responder ante los medios sobre cuestiones morales espinosas en las que el punto de vista católico no coincide con lo que piensa y vive la mayoría. De ese proyecto exitoso, denominado Catholic Voices, parte este libro que aborda 10 cuestiones, analizándolas en particular para España: finanzas, sexualidad, defensa de la vida, la mujer en la Iglesia, homosexualidad, escándalos de sacerdotes, etc. Todo lo que vivimos los católicos se puede explicar y hay muchos más puntos de encuentro de lo que parece con los que piensan de modo diferente. Este libro lo demuestra. Me parece una lectura imprescindible para sostener la visión cristiana en nuestro tiempo.