Khadra, El atentado

El atentado es un intento interesante de explicar qué lleva a una persona a ponerse un cinturón de explosivos e inmolarse. Con el pequeño detalle de que se lleva consigo a veinte más que no tienen nada que ver con el asunto, salvo estar en el sitio equivocado. Digo intento porque en realidad no lo explica. Es inexplicable. Como novela tiene momentos buenos y otros en los que falla el ritmo. En cualquier caso nunca se hace pesada porque es corta. Algunas ideas y diálogos están bien, otros chirrían un poco. En conjunto entretenida y sobre un asunto sobrecogedor e inasible para los que sólo nos topamos con él en los telediarios. Igual leo algo más de este escritor.

Confieso que la cosa islámica me sobrepasa un poco. Da un poco de miedo aunque lo ves muy lejos. Aunque eso pensaban también los de las Torres Gemelas. Me gustó en su día Jefe Atta, de la periodista Pilar Urbano.

La catedral del mar

Como La sombra del viento, un auténtico long-seller en nuestro país.

Lo positivo

1. El personaje de Arnau tiene garra. Es una buena persona, te cae bien, consigue interesarte. Te compadeces de las injusticias que sufre, te emocionas viéndole cargar su primera piedra, admiras su sentido de la amistad, su lealtad y generosidad, valoras su sencilla piedad cristiana y su cariño a la Virgen. Baxai, soldado, cambista, rico o pobre, siempre es el mismo.

2. El trabajo de Falcones de intentar reflejar toda una época. Se ciñe mucho a Barcelona y lo catalán, pero salen muchas cosas: leyes, arquitectura, costumbres, urbanismo, modos sociales, judíos, política, asuntos militares, gremios, la peste, oficios,…

Lo negativo

Continue reading

Descubriendo a Ammaniti

Dije algo de este libro unas entradas más atrás. Ahora les dejo la reseña que preparé.

Como Dios manda
Niccolò Ammaniti
Ed. Mondadori. Barcelona, 2007.

A Rino le abandonó su mujer y vive con su hijo Cristiano en el suburbio de un pueblo italiano. Cristiano adora a su padre, un borrachín con tatuajes y trabajos temporales que debe convencer a un asistente social cada quince días para que no disuelva el naufragio que es su hogar. La vida no es fácil para ellos pero están juntos y se sostienen, de un modo rudo pero leal. Rino funciona con cuatro principios: lealtad con los amigos, no blasfemar, respetar y ser respetado, sobrevivir. Cristiano tiene problemas en el colegio y se abre paso en sus primeros escarceos sentimentales con chicas y peleas con chicos.

Continue reading