Ante todo, no hagas daño. Marsh

MARSHApasionante libro memorialístico de este neurocirujano inglés. Va hilando casos y vida personal con sabiduría narrativa. Competente, dedicado, sincero, didáctico. Empático. Sincero con los límites y fracasos personales y profesionales. Desentonan a veces su suficiencia, el recurso algo frecuente al sarcasmo, la vanidad y la frecuente insatisfacción.

Una de las muchas cosas que me anoto es la importancia, cuando tenemos que ayudar a otros, de esforzarnos en lograr un difícil equilibrio: no renunciar a la verdad sin aniquilar la esperanza.

También las sombras. Un obtuso clásico en algunos científicos, la incredulidad respecto al alma:

La neurociencia nos dice que es altamente improbable que tengamos alma, pues cuánto pensamos y sentimos no es ni más ni menos que el parloteo electroquímico de nuestras neuronas. Nuestro sentido de la identidad, nuestros sentimientos y pensamientos, el amor que mostramos a los demás, nuestras esperanzas y ambiciones, nuestros odios y temores, todo eso muere cuando el cerebro muere. Este punto de vista nos priva de una vida más allá de la muerte, y convierte nuestros cuerpos en simples autómatas, máquinas de carne y hueso.

Lo mejor, su honestidad: •

Si no ocultas ni niegas tus errores cuando las cosas salen mal, y si los pacientes y sus familias saben que estás afectado por lo ocurrido, quizá, con un poco de suerte, recibirás el valioso regalo del perdón.

Comprar el libro en Amazon

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...