Zweig: la sangre contra el espíritu

Poco antes de morir, el popular escritor austriaco (1881-1942) redactó una autobiografía (1) de autenticidad conmovedora. Ahora se traduce y publica de nuevo, en versión íntegra. Es una buena ocasión para indagar sobre las claves del éxito de este inspirado judío vienés, excepcional narrador y hombre de exquisita sensibilidad, europeísta convencido y ciudadano del mundo, que no quiso seguir viviendo cuando Europa dejó de ser el sueño que tuvo en su juventud.

“Toda sombra es, al fin y al cabo, hija de la luz y sólo quien ha conocido la claridad y las tinieblas, la guerra y la paz, el ascenso y la caída, sólo este ha vivido de verdad”. Con estas palabras termina la narración de sus memorias, un documento de excepcional lucidez sobre el periodo que le tocó vivir.

Más que su peripecia biográfica, interesa la conjunción de las características de su personalidad con las de esos años. Su vocación artística, su condición de vienés y de judío y las dos guerras mundiales, son los puntos clave de su biografía.

Continue reading

El cartero

El cartero siempre llama dos veces. James M. Cain. 140 págs, un euro, colección Novela Negra del País.

Escrita como con descuido, como de manera informal, de acuerdo con el carácter vagabundo y de pobreza de miras del protagonista-narrador-asesino. Ni fu ni fa. Cierto interés la planificación y ejecución del golpe. Al cine en 1946 (Lana Turner y John Garfield) y el 1981 (Jessica Lange y Jack Nicholson). Estilo cínico y descarnado, narra un asesinato como contaría cómo te tomas un helado en el parque. Creo que si no hubiera sido por la primera adaptación al cine, esta novela no hubiera pasado a la historia.

Bridget Jones

Me preguntan por el El diario de Bridget Jones de Helen Fielding y no pierdo esta oportunidad para hundirlo.

Lo recuerdo perfectamente. Sólo resisto enero y febrero, resto lo ojeo en cinco minutos. Detestable producto que se vendió bien, si no recuerdo mal. Ella es secretaria de una editorial y está obsesionada por su peso y por el sexo. Qué y cuanto ha comido ese día y cuando podrá acostarse con su jefe son los ejes de su vida y el asunto de las entradas del diario. Con “tanto” argumento la cosa va a peor en cuanto a zafia y previsible. Incluso ciertos golpes humorístico-irónicos dejan de hacer gracia a la quinta vez. Dios mío, ¡qué libro!

Con esta base, la película ni lo he intentado. (Aunque me cae bastante bien la actriz)